Buscar
  • Consejos Iberoamericanos

La Minería y la Relación con las Comunidades

Actualizado: 24 de sep de 2020



“La materia no se crea ni se destruye, sólo se transforma”… Basándose en este principio, el hombre ha desarrollado todos los bienes y tecnologías de las que se sirve en su día a día, y para ello ha hecho uso de los tres reinos en los que se integra, animal, vegetal y mineral. De los tres, el último no solo es el que proporciona una base vital para los dos primeros, sino que además se erige como fuente universal de recursos a disposición del hombre. No hay sector ni industria en nuestra sociedad en los que no estén presentes los productos procedentes de la explotación de recursos minerales.

Desde la generación de energía eléctrica (petróleo, carbón,..), hasta la producción de cualquier bien de consumo (plásticos, cerámicos, etc.), y pasando por todo tipo de materiales que integran nuestras infraestructuras (vidrio, hormigón, etc.), medios de comunicación (cableado, silicio, etc.) e incluso fuentes de alimentación (fertilizantes minerales).

La minería, una industria imprescindible, La minería es, desde este punto de vista, una industria omnipresente e imprescindible, en la que se ha instaurado un debate en torno a la posibilidad de desarrollar una explotación de recursos sostenible. A priori, explotación minera y sostenibilidad, parecen términos contrapuestos, pero podrían no serlo con una visión de trescientos sesenta grados, que contemplara no solo el sector en sí, sino también a sus usuarios intermedios y finales y a la sociedad que integra a ambos.

Desde esta perspectiva, podría plantearse una minería con recursos 100% reutilizables, que minimizara el impacto sobre el ambiente en el que opera, y que potenciara el desarrollo de las sociedades que la albergan.

653 vistas1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo